Economía y Negocios
Tendencia

Perú cuenta con 5,5 millones de negocios informales

El avance de los negocios informales se estancó en el 2023, pero comparado con el nivel prepandemia registró un crecimiento de 10 %.

EYNG, 14/06/2024. En el Perú existen aproximadamente 5,5 millones de negocios informales y el 42% de ese total considera que no es necesario formalizarse, señaló el Instituto de Economía y Desarrollo Empresarial (IEDEP) de la Cámara de Comercio de Lima.

Para el IEDEP de la CCL un negocio informal es cuando no está registrado en la Superintendencia Nacional de Aduanas y de Administración Tributaria (Sunat). “Su condición de informalidad les permite evadir impuestos y regulaciones, pero también las hace más vulnerables a shocks y no tienen acceso a protecciones legales y sociales”, sostuvo Óscar Chávez, jefe del IEDEP de la CCL.

Conforme al análisis del IEDEP, a partir de la Encuesta Nacional de Hogares (Enaho) 2023 del Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI), el número de negocios informales en el país evidencia una leve caída de 0,3% con respecto a 2022. “El resultado significa un estancamiento en su evolución, el cual se explicaría por la contracción del PBI en 2023. Empero, si se compara con el año prepandemia se aprecia un aumento del 10%”, precisó Óscar Chávez.

Con respecto a las razones por las cuales mantienen su informalidad, según la encuesta del INEI, un 27% sustentó que su negocio es pequeño o produce muy poco, mientras que el 7% indicó que es una actividad eventual. Cabe señalar que el 81% de estos negocios no llevan las cuentas de sus actividades o, de lo contrario, lo hacen solo como apuntes (19%).

Además del total de las negocios informales en el país, el 36,3 % tiene entre uno y cinco años de actividad, mientras que el 21,7 % tiene menos de un año operando. En tanto, el 42% operan más de cinco años.

¿Por qué deciden emprender como informal?

El 57,6% afirmó que fue por necesidad económica, el 15,8% porque quería percibir mayores ingresos, el 15,3% quiso ser independiente y el 11% restante tuvieron otras razones de iniciar este emprendimiento.

Para Óscar Chávez, este escenario muestra que gran parte de estos negocios informales son incipientes y que han surgido debido a la necesidad económica dado el contexto de la pandemia y el poco crecimiento económico del país del último quinquenio.

Con relación a la forma sobre cómo operan, se destaca que el 37% de los negocios informales se encuentra dentro de alguna vivienda, el 22% lo hace en un vehículo y el 16% son ambulantes. Estas cifras van de la mano con el tipo de propiedad en la que se desenvuelven estas unidades productivas, pues el 62% son propietarios de los espacios que usa, el 18% alquila y el 15% señala haberse prestado esos espacios de trabajo.

“Ello evidencia que estos negocios no tienen un alto costo operativo, pues lo hacen dentro de un espacio (mueble o inmueble) que, por lo general, es de su propiedad”, señaló el especialista.

El perfil del conductor

Según el IEDEP, del total de los negocios informales, el 52% son conducidas por mujeres, mientras que el 48% por varones. A su vez, los conductores de este tipo de negocios son mayoritariamente adultos (66%), es decir, tienen entre 30 y 60 años de edad; y un 18% es población joven, cuyas edades están por debajo de los 30 años; mientras que el 16% son adultos mayores.

“Los resultados indican que estos negocios están destinados en gran parte a satisfacer necesidades de la población mayor con un hogar a cargo, mientras que otra parte pueden ser emprendimientos de jóvenes que están en la edad de tomar riesgos o, en otro caso, adultos mayores que posiblemente su negocio sea el único sustento con que cuentan para vivir”, comentó.

Negocios informales en Perú: ¿Cómo están distribuidos?

Cabe resaltar que los negocios informales se encuentran en pocos departamentos, siendo Lima uno de los principales al concentrar el 33% del total. Le siguen de lejos Piura (8%), La Libertad (6,%), Lambayeque (5%), Loreto (4,7%) y Arequipa (4,3 %).

No obstante, Óscar Chávez sostuvo que, si compara con el número de UP informales y formales, la proporción es de 9 a 1 en Apurímac, Loreto, Ucayali, Tumbes, Puno, Piura y Huánuco, es decir, casi la totalidad de negocios en estos departamentos están fuera del radar de regulaciones y tributos.

Respecto a los sectores, se concentran mayormente en Comercio (33%), Transporte y Almacenamiento (23,1%), Alojamiento y Restaurantes (12,3%) y Manufactura (10,3%). Entre estas actividades se encuentra casi el 80% del total de negocios en condición de informalidad.

Para el gremio empresarial, los resultados revelan que la economía informal en Perú es un fenómeno complejo que requiere abordarse de manera integral para promover un desarrollo económico sostenible y equitativo.

“La formalización de estos negocios informales no solo beneficiaría a los propietarios y trabajadores, sino que también contribuiría al crecimiento y la estabilidad económica del país”, anotó.


Lea más…

La informalidad genera un ámbito de vida mediocre y mata el mercado

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad